Contenido principal


Oferta de masajes 2x60 euros
Anterior          1   2   3   4   5   6   7   8   9          Siguiente
Lesiones > Síndrome del Canal de Guyón

SÍNDROME DEL CANAL DE GUYÓN


Definición

Localización del Canal de Guyón Síndrome neurológico producido por el atrapamiento o compresión del nervio cubital (Nervus Ulnaris) a su paso por el canal de Guyón. A este nivel el nervio cubital se divide en:

• una rama superficial que recoge la sensibilidad del quinto y mitad del cuarto dedo,

• rama profunda motora que inerva los músculos propios de la mano.

El canal de Guyón está formado por el ligamento transverso del carpo, los ligamentos carpianos y el músculo oponente del 5º. Su techo lo forma el ligamento volar del carpo y el músculo palmar brevis.

Está formado por la depresión entre el pisiforme y el gancho del hueso ganchoso. Contiene al nervio y a la arteria cubitales, que suelen alterarse por lesiones de compresión. Aunque el nervio y la arteria no sean palpables bajo la gruesa capa de tejido blando que cubre el túnel, la región suele ser muy sensible si hay patología.
El canal de Guyón

Sindrome del canal de Guyón La neuropatía por compresión a nivel de la muñeca es un síndrome poco frecuente que puede manifestarse con una gran diversidad clínica dependiendo del nivel de afectación. Laboralmente se produce como consecuencia de movimientos repetidos de flexión y extensión de la muñeca o por traumatismos repetidos o presión sostenida en la eminencia hipotenar.

Las manifestaciones clínicas agrupan una sintomatología sensitivo-motora que no incluye la rama dorsal sensitiva del nervio y que reflejaría una compresión más proximal.

Debilidad en la aducción y abducción de los dedos y en la aducción del pulgar.

Atrofia de la eminencia hipotenar y de los músculos interóseos.

Debilidad de la aproximación o flexión cubital de la muñeca (por afectación del músculo cubital anterior).

Parexia de los músculos inervados por el cubital (flexores de los dedos cuarto y quinto, la mayor parte de los músculos intrínsecos de la mano).

Hipoestesia y parestesias en territorio cubital.


Mano en garra
Mano de garra
La parálisis completa del nervio cubital produce una deformidad característica de “mano en garra” debido a la atrofia y debilidad muscular y la hiperextensión en las articulaciones metacarpofalángicas con flexión de las articulaciones interfalángicas.

Test músculos interóseos, síndrome de GuyónMúsculos interóseos

Se explora la fuerza contra resistencia de la separación de los dedos 2º y 5º. Su paresia, como la de todos los demás músculos intrínsecos de la mano, puede darse tanto en lesiones cubitales en el codo como en el carpo.



Variante de la prueba de abducción y adecuación de los dedos:
Prueba de abducción y adecuación de los dedos

SS

Signo de FromentSigno de Froment, síndrome de Guyón

Se invita al sujeto a coger un papel recio entre los dedos pulgares y los índices flexionados y a que tire con fuerza de los extremos.

Si existe paresia del abductor del pulgar, el papel se escapa de la mano parética. El pulgar adopta una posición anómala, comparativamente con el lado sano, por acción compensadora del músculo flexor largo del pulgar.

Variante de la prueba de aducción de los dedos:
Prueba de aducción de los dedos

Test de Allen

Se realiza para valorar el riego sanguíneo en la mano, informándonos de la oclusión parcial o total de las arterias radial y cubital.
Se pide al paciente que abra y cierre el puño con rapidez varias veces, y a continuación que apriete el puño para que salga la sangre venosa de la palma. El terapeuta coloca el pulgar sobre la arteria radial y los dedos índice y medio sobre la cubital, a la altura de la muñeca, comprimiéndolas contra los huesos subyacentes para obstruirlas, y le pide al paciente que abra la mano, debiendo aparecer la palma pálida. A continuación se afloja una de las arterias conservando la presión sobre la otra. En condiciones normales la mano se enrojece inmediatamente. (Comprobar sobre las dos arterias).

Comparar los resultados en ambas manos.
Test de Allen, síndrome de Guyón

Test de Bunnel-Littler
test de Bunnel-Littler
Se realiza para comprobar el estado de contractura de los músculos intrínsecos (Iumbricales e interóseos). Se fija la articulación metacarpofalángica en unos cuantos grados de extensión, y se trata de mover la articulación interfalángica proximal a la flexión. Si no puede poner en flexión dicha articulación, los músculos intrínsecos estarán tensos o habrá contractura de la cápsula articular.

Para distinguir entre la tensión de los músculos intrínsecos y la contractura de la cápsula articular se deja la articulación metacarpofalángica en flexión y se mueve la articulación interfalángica proximal hacia la flexión. Si la articulación no puede realizar la flexión completa, la cápsula interfalángica proximal puede estar contracturada.

El diagnóstico se establece teniendo en cuenta la anamnesis, exploración clínica y electrodiagnóstico neurológico.
osteología del Canal de Guyón

Exploraciones neurofisiológicas
La electromiografía y la neurografía son exploraciones complementarias prácticamente imprescindibles en la confirmación de la lesión y en el diagnóstico.


Exploraciones complementarias
Los estudios analíticos permitirán evaluar la posible asociación a enfermedades metabólicas, trastornos inmunológicos, infecciones, estados carenciales e intoxicaciones.

El síndrome del canal de Guyón se asocia a múltiples etiologías, entre las que destacan:

Factores anatómicos
Fracturas o artrosis de muñeca
Tenosinovitis
Deformidades traumáticas, degenerativas o congénitas
de los desfiladeros

Alteraciones metabólicas
Hormonales, carenciales o tóxicas que pueden contribuir al estrechamiento de los desfiladeros nerviosos o hacer a los nervios más vulnerables por producir polineuropatía que puede ser subclínica; por ejemplo:

Hipotiroidismo
Diabetes mellitus
Artritis reumatoide
Amiloidosis
Esclerodermia
Alcoholismo/malnutrición
Carencia de Vitamina B12 (gastritis crónica, gastrectomía)
Colagenosis
Obesidad
Adelgazamiento intenso rápido
Embarazo
Anovulatorios
Menopausia
Ooforectomía bilateral
Gota/condrocalcinosis
Fármacos
Potencialmente neurotóxicos: isoniazida, difenilhydantoína, antabús, amiodarona, cloramfenicol, amitryptilina, metronidazol, perhexilina maleato, citostáticos.

Trabajos en los que se produzca un apoyo prolongado y repetido de forma directa o indirecta sobre las correderas anatómicas que provocan lesiones nerviosas por compresión.
Movimientos extremos de hiperflexión y de hiperextensión. Trabajos que entrañen compresión prolongada en la muñeca o de una presión mantenida o repetida sobre el talón de la mano.

Ordeño de vacas, grabado, talla y pulido de vidrio, burilado, trabajo de zapatería, leñadores, herreros, peleteros, lanzadores de martillo, disco y jabalina.

Las tareas de riesgo son aquellas en las que se produce una tracción longitudinal sobre el nervio. Este mecanismo interviene en las lesiones de los nervios con poleas anatómicas o desfiladeros, por ejemplo: el nervio mediano en el túnel carpiano, el cubital en el canal epitrócleo-olecraniano, el nervio femorocutáneo en el ligamento inguinal o el ciático poplíteo externo en la cabeza del peroné.


Actividades de riesgo
Montaje manual (electrónica, mecánica, automóvil, etc.)
Industrias de cerámica
Industrias textiles
Mataderos (carniceros, matarifes)
Ordeñado manual
Limpieza
Albañiles, empedradores, agricultores, jardineros
Soldadores, carpinteros, pulidores, pintores, leñadores, herreros
Deportistas (ciclistas de fondo, lanzadores de martillo, disco, jabalina)
Trabajos manuales de talla, pulido, bruñido, burilado
Telefonistas, empleados de zapatería
Conductores, motoristas
Empleados de mudanzas, descargadores

Condiciones de riesgo
Apoyos prolongados o repetidos sobre superficies duras o aristas:
Del talón de la mano
Las que actúan por percusión: martillos, pistoletes neumáticos
Las que actúan por rotación: cortadoras y muelas eléctricas
Percusión/rotación: taladros
Con empuñadura corta y/o delgada y/o resbaladiza
Pesadas para uso repetido: martillo de carpintero, hacha


Bibliografía

Guillén C, Ortega M. (2008) ¿Es enfermedad profesional? Criterios para su clasificación. Pych & Asociados, S.L.Cap. 6: 437.

• Harrison. Principios de Medicina interna, 16ª edición 2006, sección 3 enfermedades de nervios y músculos, capitulo 363 estudio del paciente con neuropatía periférica, Arthur K. Asbury, pg 2754-2764.

• Neuropatías adquiridas (III). Neuropatías secundarias a atrapamiento, compresión y otros agentes físicos. J Valls Solé. Medicine. 2003; 08: 5397-404.

• Neuropatías: concepto, manifestaciones clínicas, clasificación, diagnóstico, pruebas complementarias y estrategias terapéuticas. J Casademont Pou. Medicine. 2003; 08: 5373-8.


Anterior          1   2   3   4   5   6   7   8   9          Siguiente